Método eficaz para realizar una oferta para la compra de una propiedad en Miami

Decidir comprar un inmueble a veces no se realiza de la forma correcta, pues lo primero que se hace es verificar que la propiedad se ajuste a ciertas necesidades, como modelo, ubicación y precio, y luego se procede a la compra.  Sin embargo, es habitual saltarnos un paso muy significativo en esta operación: conocer los motivos que impulsaron al vendedor a, valga la redundancia, vender su bien.

La importancia de saber tales razones se centra en que te permitirá obtener más provecho al momento de elaborar el contrato.

¿Qué factores debo examinar?

Después que hayas escogido el bien, y comprobado que se adecúa a tus exigencias, es fundamental que estés al tanto de los aspectos, enlazados al comprador, que te mencionaremos a continuación:

  • Tiempo: consiste en el lapso que dispone el vendedor para llevar a cabo la venta del inmueble.
  • Arrendamiento: hay que saber si la propiedad está en arrendamiento o si el propietario vive en ella.
  • Duración del contrato de arrendamiento: en caso de que efectivamente el bien esté habitado por un tercero en calidad de arrendatario, será indispensable conocer cuándo culminará el vínculo contractual entre las partes (arrendador y arrendatario).
  • Deuda: no es más que la cantidad de deuda completa que hay sobre el bien.
  • Proceso civil: específicamente tiene que ver con el estado civil del vendedor, o sea, si se encuentra o no en pleno proceso de rompimiento, por vía legal, de su vinculo matrimonial. Ello en caso de estar casado.
  • Sucesión: se trata de la procedencia del bien, es decir, si la propiedad es producto de una herencia.
  • Domicilio: esto implica precisar dónde vive o vivirá el vendedor, concretamente si tiene planificado o está en plena mudanza hacia un lugar que no se halle dentro de la ciudad.

Si hay la necesidad de tener claro otros aspectos, no dudes en conseguirlos. Eso lo sabrás si cuentas con la persona indicada.

Conoce quiénes te pueden ayudar a descubrirlo a través de la siguiente interrogante:

¿Es posible encontrar las respuestas a dichos factores?

Quizás te resulte una tarea compleja de lograr. No obstante, como se trata de una actividad donde debes contar con la cooperación de un agente inmobiliario, éste debe caracterizarse por tener las habilidades de poder ofrecerte las respuestas a cada uno de los aspectos recién nombrados.

Asimismo, debe estar facultado a negociar a favor de su cliente, buscando siempre complacer cada una de sus peticiones.

Consejos al comprar una propiedad

Comprar un inmueble significa invertir dinero, e incluso todos nuestros ahorros. En consecuencia, comprar una casa o apartamento debe ser un hecho bien pensado y donde se ratifique el cumplimiento de asuntos como:

  • Asesoramiento legal

Puede ser acudir a un abogado o a los servicios de un agente inmobiliario. No importa cuál de ambos escojas ya que los dos están especializados en la redacción de contratos y de todo lo que implica el mismo. Ello de suceder que la parte interesada en proceder a la operación desconozca elementos básicos y esenciales del pacto escrito.

  • Corroboración de términos y condiciones

Luego que el documento de compra-venta tenga tu firma, automáticamente te adherirás a la oferta. Por lo tanto, es primordial que con antelación a la presentación del contrato confirmes que los siguientes puntos se ajusten a tu propuesta:

  • Declaraciones y anexos.
  • Fecha de inspección y de cierre.
  • Lapso de solicitud de hipoteca.
  • Depósitos en custodia.
  • Contingencias financieras.

Existen otros términos y condiciones, pero los referidos son parte de los de mayor trascendencia.

  • Solicitud de contrato-modelo

Nunca está de más pedir al experto en el área escogido, abogado o agente inmobiliario, un modelo de contrato. Esto con el objetivo de poder lograr una relación más cercana. Además, de permitir realizar una oferta que en ningún sentido te sea perjudicial.

Por otro lado, en muchas partes del mundo elaborar una oferta sí o sí es una operación delicada que no debe hacerse a la ligera y obviando áreas de gran relevancia, pues comprende diversos asuntos de índole legal que si no se cumplen podrían traer graves consecuencias.

En Estados Unidos ocurre exactamente lo mismo, así que debes tener cuidado con ello, y más por tratarse de un tema jurídico donde no hay dudas que las normas legales se cumplen a cabalidad